Hockey sobre césped Noticias

Martina encontró una familia en el Piuquén

Ella juega en las inferiores de San Juan Rugby y este año empieza a asomar en la primera división del equipo de calle Pellegrini, en Santa Lucía. El año pasado logró ser subcampeona de la categoría sub 16. En la final clavó un golazo digno de una jugadora que tiene un toque distinto.

Martina Prudkin tiene 17 años y según su relato probó muchos deportes, pero no la convencieron. Hasta que un día le llegó un dato a su madre, Martina recordó que “una prima de mi mamá le dio la idea de que empezara hockey en el San Juan Rugby porque una de sus hijas estaba entrenando a chicas de mi edad y bueno, le dijo que me llevara para probar y vea si me gustaba. Esto fue hace nueve o diez años atrás, antes de eso ningún deporte me convenció y los dejaba a la semana”.

En el hockey encontró su lugar. Su entrenador, Gustavo Palacio la definió como una chica muy introvertida, “ella habla lo justo y tengo que tirarle alguna frase siempre para que se escuche su voz, es buena compañera y jugadora. Cuando se lesiona o deja de asistir a las practicas por el colegio siempre vuelve con buena predisposición a trabajar”.

Ella es alumna de sexto año del Colegio San Francisco de Asís. Como jugadora de hockey logró ser parte de la selección sanjuanina, en una de los mejores momentos de nuestro combinado. Al respecto de esa experiencia dijo que “ser parte de la selección y poder representar a mi provincia es una experiencia muy emocionante, creo q te hace crecer mucho como jugadora y por lo menos a mí me motiva a esforzarme mucho más y dar lo mejor que tengo.

La jugadora de San Juan se destaca por su forma de definir. Su entrenador afirmó que “la verdad que es algo que sorprende. Martina tiene en su naturaleza definir con una fantasía o por lo menos curiosa. El noventa por ciento de los goles lo convierte sin saber uno que va a hacer con la bocha. Se ha perdido muchos goles, hemos tratado de que cambie, pero ella siempre aparece con algo nuevo cuando está al frente del arquero”.

Sin dudas es lo que le valió llegar a los penales en la final del torneo clausura del año pasado.

Una bocha le cayó adentro del circulo y Martina estaba tapada por varias jugadoras de la UNSJ, ella con mucha calma paró la bocha y la levantó, parecía que le daba de revés, pero cuando fueron a cubrir el tiro, ella sacó un globito perfecto por encima de todas las jugadoras rivales. Golazo que forzó penales. Ellas fueron subcampeonas, pero ese gol fue la perlita de la tarde. En el torneo de verano también hizo lo mismo en cancha de Huazihul, perfecto el globo para meterse en el arco. Al respecto Martina afirma que “me salen solos, los practico, pero cuando estoy enfrente del arco salen así”.

Martina Prudkin gran jugadora, humilde, con una proyección que entusiasma en el hockey. Una definidora exquisita que encontró una familia en el deporte y con los colores del Piuquén.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: